La creciente popularidad de los televisores LCD ha cambiado completamente el diseño del mobiliario de las salas de estar que cuentan con una TV. Las clásicas mesas para televisores de tubos catódicos de dimensiones medianas y grandes ya han quedado pequeñas para alojar a las gigantescas pantallas LCD. En su lugar se han desarrollado mesas y soportes de pared especialmente diseñados para mejorar las prestaciones de un televisor de estas características.

El ahorro de espacio es uno de los grandes beneficios y uno de los aspectos que más tienen en cuenta todos los que desean adquirir una mesa o soporte para este tipo de televisores. Los soportes de pared suelen ser la opción más adecuada para aquellos que no cuenten con una habitación que tenga las dimensiones necesarias para ubicar una mesa de TV. Una de las ventajas adicionales que cuentan los soportes de pared para TV LCD es la de ampliar el rango de visión de manera considerable, lo que resulta ser un importante beneficio en aquellos casos en los que hay muchas personas viendo la televisión.

Un soporte para TV LCD es de muy fácil instalación y cuenta con diferentes características según el modelo de que se trate. Algunos soportes están adosados de manera fija a la pared, mientras que otros permiten movimientos verticales y hasta un rango de movimiento completo (en dirección vertical y horizontal). Antes de adquirir un soporte de TV LCD, tendremos que asegurarnos de que soportará el peso y el tamaño de nuestro televisor.

Otra de las posibles opciones es la mesa para televisores LCD. La altura de una mesa para TV LCD es importante para asegurarnos de que todos los que están frente al televisor podrán disfrutar de una imagen de buena calidad. La principal ventaja de las mesas y muebles para televisores LCD es que nos permiten combinar distintas ideas decorativas incluyendo los colores de las paredes, el suelo, el resto de los muebles y los objetos que están ubicados en la misma habitación que la TV LCD.